Una fuerte problemática de desempleo invade a Perú: de acuerdo con cifras oficiales, 420 mil jóvenes de entre 15 y 19 años no cuentan con un trabajo, es decir, el 8.4% de la población económicamente activa.

Lo anterior, además, representa al registro más alto de la última década, y además aseguran que “frenó una tendencia decreciente entre los años 2013 (7.8%) y 2015 (6.9%).

La situación con los ciudadanos adultos es ampliamente diferente, pues el nivel de desempleo entre personas de entre 30 y 65 años es de 2.3%.

Sin embargo, el desempleo no es el único problema que aborda el país, pues otra gran parte de la población joven trabaja en la
informalidad, pues por cada joven con un trabajo formal 3.5 cuentan con uno informal (un 78%).

Ejemplo de este tipo de trabajos son los que se dan en la actividad agrícola, área que funge como la primer fuente de empleo.

Ante ello, el director ejecutivo del IEDEP de la Cámara de Comercio de Lima (CCL), César Peñaranda, indica que la raíz del problema puede encontrarse en la educación que reciben los jóvenes.

“Para revertir este panorama es pertinente cerrar las brechas de acceso a una buena educación y capacitación, lo cual les permita alcanzar empleos de buena calidad” señaló.

Comments

comments

Deje su respuesta

  • (not be published)