La Asamblea Nacional Constituyente de Venezuela pronunció este día una nueva disposición legal, llamada “Ley contra el odio”.

Esta normativa va dirigida a prohibir a los medios de comunicación la transmisión de mensajes “que constituyan propaganda a favor de la guerra o apología del odio nacional, racial, religioso, político o de cualquier otra naturaleza”.

Los medios que incurran en esta conducta serán sancionados con la revocación de la concesión.

Asimismo, estos medios están obligados a reservar por lo menos 30 minutos de su programación semanal para difundir “mensajes que promuevan la diversidad, la tolerancia y el respeto recíproco”.

Las cadenas que se nieguen a cumplir con éste último punto recibirán una multa de hasta el 4 por ciento de sus ingresos brutos.

También establece en el artículo 20 que quien “incite al odio, la discriminación o la violencia contra una persona o conjunto de personas en razón de su pertenencia real o presunta a determinado grupo social, étnico, religioso, político será sancionado con prisión de 10 a 20 años”.

La “Ley contra el Odio”, desarrollada y aprobada por la Constituyente, surgió por iniciativa del presidente Nicolás Maduro, quien afirmó que la oleada de protestas civiles realizadas hace meses surgió por la proliferación de mensajes de odio social, racial y político.

Por su parte, el sector opositor de Venezuela ve en esta Ley una forma de censura del oficialismo contra los medios de comunicación que no le son afines.

Comments

comments

Deje su respuesta

  • (not be published)