Un toque de queda en todo el país fue decretado por el Gobierno de Honduras por los próximos 10 días a partir del pasado viernes en la noche.

Esto a raíz de las protestas que se han generado en los últimos días en torno al resultado electoral y que ya han dejando un saldo de un muerto, varios heridos y comercios saqueados.

“El Consejo de Ministros, mediante decreto ejecutivo (…) ha decidido restringir por un período de diez días la garantía constitucional contenida en el artículo 81”, anunció Jorge Ramón Hernández Alcerro, el ministro coordinador del Gobierno, respecto al artículo que garantiza la libre circulación en las calles.

El funcionario señaló que la decisión fue tomada a fin de mantener la paz y la tranquilidad, proteger los bienes públicos y privados y preservar la integridad física y la vida de las personas.

La acción del Gobierno resulta de las protestas que estallaron el miércoles después de que el candidato opositor, Salvador Nasralla, llamara a sus seguidores a salir a las calles tras denunciar fraude en las elecciones presidenciales del pasado domingo.

A seis días de haberse realizados los comicios, Hondura sigue sin conocer quién será su próximo jefe de Estado, un hecho sin precedente en el país.

Comments

comments

Deje su respuesta

  • (not be published)